Fabian Vezzali: Mi trabajo y yo somos un equipo.

Entrar al taller de Fabian Vezzali es sumergirse en un mundo de fantasía, lleno de personajes salidos de su inagotable creatividad. Figuras de porcelana de graciosos monstruos, esbeltas parejas de novios y personajes de reconocidas historias animadas comparten estantes con fabulosas tortas de siete pisos, con decoraciones increíblemente elaboradas.

fabi 1

Fabián es santafesino y hace notar su amor por esta ciudad, es por eso que a pesar de numerosas propuestas para trabajar en Buenos Aires, e incluso fuera del país, sigue con su taller en barrio Guadalupe. Comenzó con su pasión por la pastelería hace treinta años, una época en que la información disponible era escasa y había que formarse a fuerza de investigar, preguntar y muchas ganas de aprender. Esas mismas ganas de crecer lo llevaron a incursionar en la porcelana fría.

 “Sentía que mis tortas merecían algo mejor que los adornos que me traían, uno pone todo su amor en una torta y el adorno es como la coronación de todo ese trabajo, es lo primero que llama la atención “.

Desde hace tres años tiene una escuela taller en nuestra ciudad, donde se capacitan unos sesenta alumnos por año. Esto no quita que siga haciendo lo que más le gusta, viajar enseñando sus técnicas y conocimientos por el resto del país, donde más de seiscientos alumnos asisten a sus cursos. Este año realizara talleres en Bahía Blanca, Mar del Plata, Córdoba, Buenos Aires, Salta, Jujuy, Mendoza y San Luis.

fabi 8

-¿Cómo empezó esta historia?

Comencé con una torta de comunión cuando tenía catorce años, hice la torta a mis hermanos, y aparentemente tuvo éxito porque ahí mismo conseguí mis primeros clientes. Una pareja que se casaba a fin de año y me pidió que les haga la torta de bodas, si hay algo que me caracteriza es que me encantan los desafíos, así que acepté.

No tenía ni idea de cuánto cobrar, ni si quiera tenia las herramientas básicas y ellos propusieron comprarme todo lo necesario. Esa pareja todavía son mis clientes, hice las tortas de 15 años de sus tres hijas, las de boda de dos de ellas y otros trabajos para la familia.

Al principio lo tome como un hobby que me permitía juntar un dinero extra para darme algunos gustos, como viajar, gracias a eso conocí miles de lugares. Trabaje muchos años en un hipermercado muy conocido, hasta que un día decidí que no trabajaría de otra cosa que no sea lo que me apasiona.

fabi 3

-¿Cómo definís tu trabajo?

Soy autodidacta, me capacite y sigo capacitándome, pero mis trabajos son originales, mis clientes saben que no tienen que venir con una foto de lo que desean, las tortas se diseñan y se idean aquí.

Tengo la sensación de que genero una especie de dependencia con mis clientes, con el tiempo directamente me escriben y me dicen que es un cumpleaños o una fiesta para tal o cual persona y ya sé que tengo que hacer, sus gustos y expectativas. Es muy lindo llegar a ese nivel de entendimiento con los clientes y de confianza de parte de ellos con mi trabajo.

fabi 4

-¿Qué te inspira?

Como fuente de inspiración tomo mucho de la naturaleza o de pinturas, me gustan mucho los dibujos pintados. No me gusta ver los trabajos de los demás, para no influenciarme, mi inspiración viene de mis momentos de calma. Mis trabajos reflejan mucho mis estados de ánimo, por eso cuando no me siento bien prefiero no trabajar.

-¿Sos de exigirte mucho?

No con los trabajos porque lo disfruto mucho, pero si con el conjunto de lo que hago, muchas veces estoy con varias cosas a la vez, por suerte aprendí a manejar mis tiempos entre los trabajos, las clases y las exposiciones; si no te ordenas llega un punto que te pasas de vueltas.

-¿En qué te diferencias del resto de quienes practican la repostería creativa en nuestro país?

Creo que es el conjunto, mi trabajo y yo somos un equipo, eso es algo increíble y se nota. Por lo demás todos tenemos nuestras particularidades, eso es lo más lindo y se nota cuando voy a las exposiciones. El secreto es ser uno mismo, ser original en lo que se hace.

-Empezaste con los seminarios y talleres hace mucho tiempo. ¿Cómo te llevas con esa parte de tu trabajo?

Cuando yo empecé había mucho egoísmo, será por eso que no tengo problemas en compartir lo que sé, me gusta ver cómo crecen mis alumnos, ver los trabajos y su evolución entre clases me satisface muchísimo.

Un día una amiga me propone dicar un seminario en Venado Tuerto, en ese tiempo yo hacia las tortas inclinadas que eran como una marca personal mía, al principio de la convocatoria había poca gente anotada pero llegando la fecha el curso se llenó y fue un éxito. Cuando subieron las fotos a las redes sociales fue una explosión, ese fue el año que mas viaje dando clases.

Ahora estoy con los cursos regulares, el año pasado lo comenzamos como prueba piloto en Córdoba, donde voy durante cuatro días una vez por mes.

Cuando empecé con los “Cake Invasión” no había muchos haciendo esto de recorrer el país dando clases. Los profesionales de Bs As no salía ninguno, yo era el único “loco” que andaba con las tortas para todos lados, llegaba a lugares donde me esperaban ansiosos por aprender y conocer cosas nuevas.

fabi 6

-Fuiste un pionero con tus tortas inclinadas

No es algo que yo invente, pero si adapte la técnica. Aquí nadie se animaba a hacerlas en aquella época, era el único en el país que hacia ese tipo de tortas y por eso muchos malinterpretaron que eran un invención mía.

El problema de las tortas inclinadas es la dificultad de lograr que sean estables, estas tortas no tienen nada que las sostengan, hay que calcular pesos y ángulos para que todo quede armado y en armonía.

La primera que hice fue para un cumpleaños de 15, esa torta todavía está en mi perfil de facebook. Fue un éxito inmediato, cuando empecé con los cursos el diseño que mas llamaba la atención eran las tortas inclinadas, en Córdoba llegue a dictar taller de tortas inclinadas durante cinco días seguidos.

fabi 9

-Expohobby

En este momento estoy  preparando mi presentación para la próxima exposición, por eso nadie puede entrar en mi cocina. La única persona que entra a mi cocina es mi madre, ella es mi asesora, colaboradora y me ayuda con las mise en place.
Es que en mi cocina hay proyectos a un año que no se pueden revelar porque se perdería todo ese trabajo.

A Expohobby llegue como invitado de un proveedor, ellos conocían mi trabajo y me invitaron a que los acompañe, el segundo año ya tuve mi mesa expositora y el tercer año gane el premio a la mejor ambientación. En el cuarto año que me presente y volví a ganar el premio a la mejor ambientación.

Me cuesta creer lo que estoy viviendo, me encanta pero hay que asimilarlo. Estar en las “expo” y que la gente venga a sacarse fotos con vos, que se emocionen con tus trabajos, una señora mayor se emociono hasta las lagrimas porque “le gustaba mucho mi trabajo y era lo que ella hubiese querido hacer” es muy fuerte ese tipo de reacciones hacia uno.

En Costa Salguero además de mi exposición voy a dar clases, fui convocado por varias empresas para dar clases auspiciado por ellos.

fabi 2

-El año pasado realizaste una exposición en Santa Fe y fue un éxito total

Si, este año hago la segunda exposición, para la que estoy cerrando fechas. El año pasado fue un éxito, muchos proveedores de Buenos Aires vinieron y están interesados en volver porque les fue muy bien.  Es la única expo que se realiza en Santa Fe con venta de insumos.

-¿Qué consejo darías a quienes recién comienzan?

Si no le gusta que no lo hagan, el amor por el trabajo es fundamental, si lo haces solo por dinero a la larga lo abandonas. El día que yo no disfrute mi trabajo, no lo hago más.

En córdoba hicimos una charla a sobre ambientación de eventos a beneficio de la fundación un litro de leche por mes. No es que el dinero no importe pero hay cosas en este momento que me satisfacen mas y a ese punto llegas amando lo que haces, sino sería imposible.

-¿Cuál fue tu  reto más grande?

Cuando recién empecé hice una instalación con 250k de torta para el aniversario de un conocido boliche, en una época en que no tenía las comodidades que tengo ahora, y en esa misma fiesta de aniversario se me acerco el dueño de otro boliche a pedirme un trabajo similar para el fin de semana siguiente. Como no puedo con mi genio dije que si, fueron dos semanas de maratón de tortas.

Otro desafío más reciente fue la torta roja que hice a fin de año, que tiene siete pisos de alto, el solo hecho de que sea roja fue un reto. Pero me encantan esos desafíos, las tortas gigantes son como una marca registrada mía.

fabi 5

-¿Qué es lo que más te satisface de tu trabajo?

Ver los trabajos terminados o terminar de armar una instalación, dar un paso atrás y observar los trabajos me satisface mucho.

-¿Que soñaba Fabián hace veinte años y que sueña hoy?

Hace veinte años no hubiese imaginado vivir lo que estoy viviendo hoy. Mi padre era muy perfeccionista, fue mi “peor” critico y a la vez mi mayor promotor, se ponía muy orgulloso con mi trabajo, estoy seguro que si hoy estuviera con nosotros sería un fanático mío, era muy “cholulo”.

Mas que sueños hoy puedo tener planes, yo creo que los sueños tenes que vivirlos día a día, cumplirlos a todos, no dejes ninguno sin cumplir. Hubo un momento de mi vida en que me dije “es hora de vivir” y trate de hacer todo lo que se me ocurrió.

-Test rápido:

Un ingrediente: Chocolate.
Un postre: Semifreddo de chocolate.
Una comida: Milanesas con papas fritas.
Un aroma: El aroma de un cuerpo al salir de la ducha.
Tu mejor creación: El tótem de golosinas.
Tu mayor virtud: Hablo con los ojos.
Tu mayor defecto: Tengo demasiada memoria.
Un amigo/a: Leo.
Una época del año: Invierno.
Una ciudad: Santa Fe.
Un libro: El Canto del Cisne.
Una película: El quinto elemento.
Una canción: Avanti morocha.

Un truco o una receta sencilla: Falsa Torta Galesa:  Es un budín de chocolate al que se le agrega trozos de chocolate, de dulce de membrillo y todas las frutas secas y frutas escurridas que tengamos a mano, molde enmantecado, horno 180º una hora y media y tenes una super torta.

Por: Luis Rampazzo
2d76cefc-bae8-4325-aa59-a15f4f3f21d2

Hacía tiempo que quería entrevistar a Fabian Vezzali, nos conocíamos y seguíamos mutuamente hace años por redes sociales y conocerlo personalmente fue un gran placer, al igual que la charla que compartimos.

Fabián transmite una energía vital y una autenticidad que es gran parte de su éxito, escucharlo hablar con tanta pasión da muestras de por qué es uno de los pasteleros artísticos más reconocidos y seguidos del país.

Gracias Fabián por recibirme y dejarme entrar a ese hermoso mundo tan lleno de magia y creatividad.

Compartí esta Publicación

facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedin